India

PUTTAPARTI: LA CIUDAD INDIA DEL ÚLTIMO ‘AVATAR’

Hasta hace pocos años, un hombre con una melena afro, largas túnicas de color azafrán y una permanente sonrisa resucitaba muertos, curaba enfermos o materializaba de la nada anillos, relojes y collares de oro. Esto que parece de ciencia ficción atrajo durante muchos años a millones de personas a una pequeña ciudad del sur de la India, llamada Puttaparti. Allí nació  en 1929 y falleció en el 2011 a los 84 años Sathya Sai Baba, quien se considera el último ‘avatar’ en la tierra o lo que es lo mismo, la encarnación terrestre de Dios y que cuenta con entre 50 y 100 millones de seguidores en más de 150 países. De ahí que su ciudad de origen,  en el Estado sureño de Andhra Pradesh, se haya convertido en un lugar de peregrinación. Ubicada a unos 100 kilómetros de Anantapur, Puttaparti es  un oasis en medio de la pobreza que asola esta zona del mundo, una de las más áridas del planeta.

(más…)

Hampi: La Persépolis india

La ciudad india de Hampi y Persépolis, en Irán, se hallan a más de 3.000 kilómetros de distancia, si bien ambas comparten rasgos comunes, pese a estar separadas casi por dos milenios de historia. Las dos fueron capitales de sendos grandes imperios: Hampi, del Imperio Vijayanagara, de 1336 a 1565 y Persépolis, del Imperio Aqueménida, de 518 a 330 antes de Cristo. No se quedan ahí las coincidencias de estas majestuosas ciudades, ya que tanto Hampi, como Persépolis fueron arrasadas por los enemigos de la época.

Hampi cayó en 1565 a manos de los sultanes de la confederación musulmana Deccán, que ocuparon la también conocida como Ciudad de la Victoria y nunca jamás se volvió a recuperar, después de que la saquearan durante un periodo de seis meses. Miles de años antes, en el 330 A.C. Alejandro Magno y sus tropas griegas quemaron Persépolis, que quedó reducida a cenizas, si bien afortunadamente, su estructura perdura hasta nuestros días.  Pero las semejanzas no se quedan ahí, ya que tanto Persépolis, como Hampi fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, la primera en 1979 y la segunda en 1986.

(más…)

HASTA PRONTO INDIA

Dejo la India antes de tiempo, ya que en principio, me había comprometido a permanecer seis meses en el país en el departamento de prensa de la Fundación Vicente Ferrer. Sin embargo, finalmente, sólo he estado un mes en este maravilloso país. Digo hasta pronto India, porque pienso regresar muy pronto, aunque esta vez será diferente. Será solo y a poder ser en bici para recorrer este vasto país en total libertad.

Me voy triste y con lágrimas en los ojos, porque voy a extrañar a la gente maravillosa que he conocido y que me ha aportado muchísimo. Personas indias y españolas que jamás hubiera conocido si no hubiese venido a Anantapur. Me voy con la sonrisa perpetua de la gente, con sus miradas profundas, con su amabilidad, con su curiosidad, con su tráfico loco, con sus olores, con el sabor picante de sus comidas, con su espiritualidad y, sobre todo, con su hospitalidad.

La pregunta entonces es clara: si tanto me gusta India, por qué me estoy yendo antes de tiempo? Tengo mucho miedo de arrepentirme de esta decisión, pero las circunstancias profesionales y las personales me han hecho tomar esta drástica decisión de la que espero no arrepentirme nunca, sino de la que confío salir reforzado.

(más…)

Un ministro indio aboga por prohibir la educación sexual y obligar a hacer yoga en las escuelas

Cree que es mejor ser fiel que usar preservativos

La India acaba de cambiar de Gobierno, que desde el 26 de mayo preside Narendra Modi del partido nacionalista  hindú Bharatiya Janata Party, aunque no parece que vayan a cambiar muchas cosas en este denso país, al menos, en cuanto a materia de salud sexual, a tenor de las últimas opiniones de su ministro de Sanidad, Harsh Vardhan, quien aboga por prohibir la educación sexual en las escuelas, mientras que, por el contrario, cree que el yoga deber ser obligatorio en los colegios.

Comenzó mal la semana Vardhan, quien se encuentra de gira en EEUU. Durante una entrevista telefónica concedida el pasado 24 de junio al The New York Times, Vardhan dejó clara su postura en relación a los preservativos, al afirmar que es mejor ser fiel que el uso del condón para evitar la transmisión de enfermedades sexuales, como el Sida. Para Vardhan, promover el uso del preservativo no es suficiente, ya que, a su juicio, también se debe promover la integridad de la relación sexual entre marido y mujer, “como parte de la cultura india”.

Así, para el ministro, incidir únicamente en el uso del condón a través de la campaña contra el Sida envía un mensaje “equivocado” a la población, en el sentido de que las personas pueden tener cualquier tipo de relación sexual ilícita, aunque “siempre y cuando usted esté usando un preservativo está bien”.

(más…)

La aventura de pedalear por Anantapur

Hay pocas cosas sin las cuales no puedo vivir. Una de ellas es una bici, mi compañera inseparable allí donde voy, así que al llegar a Anantapur, al sur de la India, lo primero que pensé fue en comprarme este vehículo ecológico, aunque las bicicletas en este remoto lugar distan mucho de mis exigencias. Lo primero de todo es adaptarte a lo que hay, así que me fui a una tienda y me compré una Milton, una bici preciosa, de una única marcha que me ha dado una libertad increíble y que sólo me ha costado 3.700 rupias (50 euros).

Al principio, sólo la usaba para moverme por el campus de la Fundación Vicente Ferrer donde trabajo como voluntario, si bien la ciudad me estaba llamando cada día más con sus cláxones y su tráfico totalmente alocado y caótico. No me lo pensé más, por lo que una vez que ya me había adaptado a mi nueva bici, muy alejada de mi mountain bike con 27 velocidades, atravesé la puerta y me dirigí al centro de la ciudad.

Nada más salir, ya sientes la adrenalina en el cuerpo al escuchar cientos de pitidos que no sabes si se dirigen a ti, pero que tú te das por enterado de que debes escorarte lo máximo a la izquierda. Yo estoy acostumbrado a ir por la derecha, pero aquí conducen a la manera inglesa, así que la primera prueba es ir por la izquierda aguantando la tentación de colocarme al otro lado.

(más…)

El Tren “celda” de la India

Montarse en tren en la India es toda una experiencia no sólo porque hasta el último minuto no sabes si vas a tener plaza y dónde te vas a sentar, sino por la impresión que supone introducirte en un vagón que parece una celda gigante de la cual parece que va a ser imposible salir. Mi destino era Hampi, ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1986 y que está situada a cinco horas en tren de Anantapur.

Comienzo por la llegada a la estación de tren, donde decenas de personas pernoctan en el suelo a la espera de un nuevo día y lejos de las desoladas calles de Anantapur por donde sólo merodean perros sarnosos y cerdos hambrientos a altas horas de la madrugada. Concretamente, el tren salía a las 02.45 horas, si bien en la India el tema de horarios no lo llevan muy bien, así que partió dos horas más tarde, durante las cuales, además de dormir también en el suelo de la estación, pude observar el ir y venir de gente y cómo no hay ningún problema en atravesar a pie las vías para pasar de un andén a otro. En este país son tristemente famosos los siniestros de tren no sólo por colisión, sino por atropellos masivos de personas que se encuentran cruzando la vía.

Sin embargo, lo más sorprendente es ver cómo un rostro te observa detrás de los barrotes que hay en cada ventana, dando una imagen de cárcel rodante de la cual será imposible escapar en caso de accidente. Me parece que nadie ha reparado en este pequeño detalle, pero lo primero que a uno se le viene a la cabeza es qué sucederá si el tren sufre un accidente. La respuesta es bien sencilla, quedaremos atrapados en un amasijo de hierros sin escapatoria posible, por lo que es mejor no pensar en ello y dejarse llevar sin miedos.

(más…)

Los “Brokers” del amor en India

La India no es un país fácil para el amor de pareja, pese a la pasión desenfrenada que se desata en las famosas películas de Bollywood. Así, el 90 por ciento de los matrimonios es concertado, mientras que Cupido sólo es responsable de un 10 por ciento de las bodas que se celebran en este gran país de 1.200 millones de habitantes. Da igual la clase y la religión, porque los matrimonios concertados se producen en las familias hinduístas, musulmanas y cristianas, ya que los chicos y las chicas deben pertenecer a la misma casta y profesar la misma religión. Pobre de aquél y, sobre todo, de aquélla que haga caso a su corazón y opte por casarse con la persona de la que se ha enamorado. En la cultura occidental, es inconcebible vivir el resto de nuestras vidas con alguien a quien no amamos, pero aquí no hay opción, se espera que a lo largo de los años surja el amor en la pareja concertada y, si no, no pasa absolutamente nada.

En cuanto los padres tienen una hija, sólo piensan en aglutinar la dote suficiente para que cuando crezca, puedan casarla con un chico de su misma casta. En India está permitido que ese chico sea un primo o un tío de la joven, a poder ser de edad similar, aunque en ocasiones, la chica puede ser menor de edad y su futuro marido doblarla incluso en años.

(más…)